Yoga Prenatal

Acompañando el embarazo desde el Yoga
Solo cuando te ayuda alguien que es totalmente consciente de la belleza del proceso de dar a luz, puedes perder los últimos vestigios de resistencia y penetrar de forma consciente en la maternidad. – Janet Balaskas, del libro “Yoga, embarazo y nacimiento”

yoga-embarazadas

El embarazo no es una enfermedad si no un proceso fisiológico especial en la vida de una mujer. Se trata de un momento especial y único en el que poner atención y quizá, pueda ser la oportunidad para introducir hábitos de vida más saludables con la intención de que se queden: 

  • Descanso adecuado
  • Alimentación adecuada
  • Respiración adecuada
  • Ejercicio adecuado
  • Pensamiento positivo

El Yoga, no solo como una práctica aislada sino como una forma de vivir, se convierte en una gran herramienta de acompañamiento a este proceso, al trabajar de forma integral todos los aspectos del ser: físico, emocional, mental y espiritual.

Realizar yoga durante el embarazo es una oportunidad para profundizar en tu práctica si ya eres practicante. Supone revisarla, adaptándola a la nueva situación, desplegando nuevas dimensiones y aspectos de ti que implican a tu cuerpo físico, al manejo de tus emociones y la gestión de tus pensamientos.

Si no eres practicante, es una gran oportunidad para adentrarte en ella en un momento vital en el que la escucha a tu cuerpo, tus necesidades y las de tu bebé se convierten en eje central, y muchas veces nos estamos acostumbradas a hacerlo. Se convierte en una llave para aumentar tu conciencia sobre este proceso dándote herramientas para comprender e integrar los cambios que se están dando en ti.

Y por supuesto, en cualquiera de los dos casos, una gran oportunidad para entender mejor tu cuerpo a nivel físico, mental y emocional durante este proceso, preparándote para ese gran momento en que tu bebé y tú os encontréis. Y por supuesto, ayuda a vivir plenamente tu embarazo desde la conexión profunda contigo y con tu bebé, desde la conexión con tu sabiduría y la sabiduría de tu cuerpo y tu capacidad para dar vida a la VIDA, tu PODER INTERNO FEMENINO.

“Antes, durante y después del nacimiento, el yoga es sin lugar a duda uno de los aliados más preciado para las mamás”.

La Bible du Yoga, Christiana Brown – Guy Trédaniel Éditeur

Durante este periodo el yoga aporta una actividad física suave y eficaz que contribuye a aliviar los pequeños trastornos del embarazo, como el dolor de espalda, la pesadez y los trastornos del sueño. Se pone especial atención en la postura y principalmente en la columna vertebral. Poco a poco se va conociendo mejor el cuerpo que se vuelve así un aliado. Las técnicas de respiración y el control del estrés se revelan fundamentales a la hora del parto. El yoga que ha acompañado los cambios en el cuerpo durante el embarazo, aportándole flexibilidad, tono muscular y elasticidad, permitirá durante el post-parto una recuperación suave y respetuosa de tu cuerpo.

Si quieres saber más sobre nuestras sesiones y talleres, ponte en contacto con nosotras sin compromiso:

En Cantabria: María Castelao López

En Madrid: Victoria Maganto Iniesta